Connect with us

Chicago Bulls

Son días ilusionantes en Chicago después de una temporada con apenas 22 triunfos, el peor récord de la franquicia desde 2001-02. Los Bulls tienen el plantel con mayor talento desde aquella formación encabezada por Derrick Rose que alcanzó las finales del Este en 2010-11. El sol está saliendo en Illinois.

Por primera vez en años hay optimismo tras bambalinas de una franquicia que intenta encontrar estabilidad en el proyecto que ahora encabeza Jim Boylen, confirmado como entrenador en jefe después de haber asumido como interino tras el despido de Fred Hoiberg, apuntalado por Chris Fleming (especialista ofensivo) y Roy Rogers como asistentes.

La intención es clara: forjar una nueva identidad sobre los jóvenes cimientos que ostenta su nómina y modernizar el sistema de un equipo hundido en el pasado. Chicago empezó a plasmar su evolución: hilvanó dos partidos consecutivos lanzando más de 40 triples, una cifra que superaron en apenas 19 de los 82 encuentros de 2018-2019. Los Bulls fueron el cuarto equipo con menos triples lanzados (25.9).

Se respira excitación en el United Center. Zach LaVine es el líder de la ilusionante camada, secundado por Lauri Markkanen, Wendell Carter Jr y el recién llegado Coby White que se presenta en sociedad como el base más talentoso desde un Rose que durante las primeras tres temporadas fue novato del año, All-Star y MVP de la liga.

En el Este, más allá de las primeras tres posiciones, reina la incertidumbre rumbo a la clasificación a la postemporada. Chicago parece un paso atrás que el resto pero si las piezas encajan rápidamente, los Bulls podrían regresar a playoffs después de dos ausencias consecutivas.

Movimientos

Draft 2019

  • Coby White (Pick 7 – Base – Carolina del Norte)
  • Daniel Gafford (Pick 38 – Ala Pivote/Pivote – Arkansas)

Renovaciones

  • Ryan Arcidiacono (2 años por 6 millones)

Altas

  • Tomas Satoransky (3 años por 30 millones)
  • Thaddeus Young (3 años por 41 millones)
  • Luke Kornet (2 años por 4.5 millones)
  • Adam Mokoka

Bajas

  • Walter Lemon (Indiana Pacers)
  • Shaquille Harrison (cortado)
  • Antonio Blakeney (buyout)
  • Rawle Alkins
  • Robin Lopez (Milwaukee Bucks)
  • Timothe Luwawu
  • Brandon Sampson
  • Wayne Selden

Plantel

PGTomas SatoranskyCoby White
Kris Dunn
Ryan Arcidiacono
SGZach LaVineDenzel ValentineAntonio Blakeney
Adam Mokoka
SFOtto PorterChandler Hutchison
PFLauri MarkkanenThaddeus Young
CWendell Carter Jr.Luke KornetDaniel Gafford
Cristiano Felicio

La temporada 2019-20 es el prólogo de una nueva era en Chicago. Zach LaVine cumplirá 25 años en marzo durante el transcurso de su sexta campaña en la liga. Lauri Markkanen, Wendell Carter Jr y Coby White son menores de 22 años. Los cuatro integran la renovación que esperanza a los Bulls, aún nostálgicos de los gloriosos días de Michael Jordan.

Por primera vez en años, Chicago encontró un base natural y confiable. Dos en realidad. El primero llegó desde el Draft: White podría ser el mejor de la clase 2019 en su posición. El rookie completó una pretemporada fabulosa que cerró con una actuación impresionante en el triunfo frente a Atlanta Hawks: anotó 29 puntos encestando 10-14 de cancha, 6-8 de tres puntos y registró ni una sola pérdida. Coby sacó a relucir todo su arsenal ofensivo y se sacrificó en defensa. Si traduce su rendimiento durante la temporada regular, podría ser uno de los candidatos al novato del año.

Boylen confirmó que el titular será Tomas Satoransky. El checo es uno de los bases más fiables de la NBA, con un ratio de 3.3 asistencias por cada pérdida. Promedió 8.9 puntos, 5 asistencias, 3.5 rebotes y 1 robo en 27.1 minutos con la camiseta de Washington Wizards, una buena producción para una temporada en el que protagonizó un bajo porcentaje de uso (14.1%). Ganará mayor protagonismo después de su rendimiento en la última Copa del Mundo en la que alcanzó una media de 15.2 puntos, 7.4 asistencias y 6 rebotes.

LaVine recuperó su explosividad después de la grave lesión que sufrió en el ligamento cruzado de la rodilla que lo mantuvo marginado desde 2017-18. El escolta se reencontró con su mejor versión durante su segundo año en Chicago y promedió las mejores cifras de su carrera: 23.7 puntos, 4.5 asistencias y 4.7 rebotes con 46.7% de cancha y 37.4% de tres puntos.

Otto Porter llegó sobre el deadline, transferido desde Washington Wizards. En 15 partidos demostró su influencia: promedió 17.5 puntos, capturó 5.5 rebotes, repartió 2.7 asistencias, robó 1.2 balones y encestó el 48.8% de tres puntos en 5.3 intentos por juego. Con 26 años, representa un 3&D moderno que encaja a la perfección en el nuevo diseño de los Bulls.

Markkanen tiene condimentos necesarios, el talento y el físico, para convertirse en un potencial unicornio. Su rango de tiro (36.1% de tres puntos en 6.4 lanzamientos) lo convierten en una amenaza desde cualquier sector del ataque pero tendrá que mejorar su visión y su aporte defensivo para poder convertirse en una fuerza dominante. Las lesiones impidieron su normal evolución, pero en Chicago tendrán paciencia con él.

Los Bulls encontrarán en la sociedad Markkanen-Wendell Carter la pareja de internos para su futuro. Aún compartieron pocos minutos en la cancha por sendas lesiones, insuficientes para construir su química, pero sin dudas Chicago le dará minutos a ambos con una rotación acortada en la pintura. Carter, uno de los defensores más destacados de la nueva generación, continuará con su evolución como creativo en ataque.

Thad Young será el puntal principal de la rotación. Después de ausentarse en apenas dos partidos de las últimas dos campañas de Indiana Pacers, oficiará como mentor y ejemplo de un cuatro moderno para los jóvenes internos de Chicago.

El entrenador: Jim Boylen

Después de 19 temporadas como asistente, recibió su primera oportunidad como entrenador en jefe tras el despido de Fred Hoiberg. Sus primeros días al frente del equipo no fueron sencillos, con un equipo que esbozó una revolución con una denuncia al sindicato de jugadores por las “tácticas extremas y militares de entrenamiento del técnico. Entrenamientos de tres horas y media y circuitos de trabajo más propios de un entrenamiento militar“. Robin Lopez, hoy en Milwaukee Bucks, fue el líder de aquella revuelta que terminó en nada.

Boylen ganó la pulseada y los Bulls mostraron una evolución durante la temporada, situación que desembocó en la extensión de su contrato. En su primera temporada completa, Boylen tendrá como principal misión continuar con la progresión de su núcleo joven al mismo tiempo que diseña una identidad para una franquicia que aún no encontró su genética.

La figura: Zach LaVine

LaVine regresó tras su lesión y recuperó el atletismo de antaño. Tras su demostración en 2018-2019, en la inminente temporada afrontará el desafío de consolidarse como el emblema de Chicago. Será un cisma en su carrera: una oportunidad de oro para poder demostrar si definitivamente puede ser All-Star y una figura de la NBA.

Será la primera opción ofensiva (17º en porcentaje de uso entre jugadores con más de 50 partidos y autor del 39.6% de los puntos de Chicago), letal en el pick&roll (7º mejor registro en la NBA), imparable en transición, feroz en el clutch y con la virtud de crearse sus propios tiros. Es el director de la ofensiva, con diferentes activos a su alrededor que puede activar para castigar a la defensa rival. Su rendimiento en defensa es su principal déficit.

El factor X: Coby White

Cada novato que aterriza en Chicago Bulls debe convivir con el recuerdo que dejó Derrick Rose. Ninguno ha conseguido estar a la altura, ni en cuanto a talento ni en cuanto a rendimiento. Pero apareció Alec Jacoby White. Coby fue la séptima selección del Draft.

Oriundo de Carolina del Norte, es un vendaval ofensivo que anota desde cualquier sector del campo de juego. Tiene rango perimetral y una mecánica relampagueante. Es un proyecto eléctrico y excitante. Llenar los zapatos de Rose será difícil, pero por primera vez los hinchas de Chicago pueden ilusionarse con su flamante rookie.

Expectativas: Desarrollo en busca del batacazo

Coby White, Lauri Markkanen, Wendell Carter Jr y el propio Zach LaVine integran el auspicioso futuro de la franquicia. El objetivo primordial será generar un contexto positivo para continuar y potenciar su progresión natural.

Chicago necesita imperiosamente adoptar las bases de un equipo NBA moderno, después de incontables temporadas con un entramado ofensivo con olor a naftalina. Reconstruir a una franquicia que supo vibrar con el mejor jugador de la historia, redefinir su identidad y establecer un nuevo sistema, es la misión de Boylen.

Contratos

Jugador2019-202020-212021-222022-232023-24
Otto Porter Jr27M28.4M
Zach LaVine19.5M19.5M19.5M
Thaddeus Young12.9M13.5M14.1M
Tomas Satoransky10M10M10M
Cristiano Felicio8.1M7.5M
Kris Dunn5.3M (RFA)
Coby White5.3M5.5M5.8M (TO)7.4M (TO)
Lauri Markkanen5.3M6.7M (TO)
Wendell Carter Jr5.2M5.4M (TO)6.9M (TO)
Denzel Valentine3.3M
Ryan Arcidiacono3M3M3M (TO)
Chandler Hutchison2.3M2.4M (TO)4M (TO)
Luke Kornet2.2M2.2M
Milton Doyle1.4M
Daniel Gafford898.0001.5M1.7M1.9M
Shaquille Harrison898.310
Simisola Shittu898.310
Justin Simon898.310