Connect with us

Detroit Pistons

Detroit navega en una zona estéril en la NBA. Con Dwane Casey al frente de la franquicia, regresaron a Playoffs pero fueron barridos por Milwaukee Bucks en primera ronda. Los Pistons, que no ganan una serie de postemporada desde 2008, son un equipo capaz de meterse dentro de los ocho mejores del Este pero con talento insuficiente para ser competitivo en abril. ¿Tiene sentido mantener al núcleo en una liga que se alimenta en los extremos? No son malos como para conseguir un puesto de lotería pero tampoco son tan buenos como para competir por el anillo.

En Detroit volverán a apostar por su Big Three después de un mercado en el que apuntalaron la segunda unidad con renovadas opciones para intentar potenciar su formación: Derrick Rose, Tony Snell, Tim Frazier, Markieff Morris, Christian Wood, Sviatoslav Mykhailiuk y Sekou Doumbouya. Difícilmente los movimientos le permitan dar el salto necesario para ganar una serie en Playoffs, pero Casey ha demostrado que puede elevar el rendimiento de actores de reparto.

El objetivo primordial será el mismo: finalizar en zona de clasificación en su conferencia. Si Blake Griffin, Andre Drummond y Reggie Jackson consiguen mantenerse saludables, es más que probable que cumplan con su misión mientras toman decisiones acerca de su futuro. Jackson será agente libre y Drummond también podría marchase aunque tiene opción de jugador por casi 29 millones de dólares.

El sistema de Casey necesita evolucionar para que una franquicia atascada en la zona media de un paso adelante y salga del purgatorio que representa su reinante mediocridad.

Movimientos

Draft 2019

  • Sekou Doumbouya (Pick 15)
  • Deividas Sirvydis (Pick 37, trade vía Dallas Mavericks)

Altas

  • Tim Frazier (agente libre – Milwaukee Bucks – 1.8 millones por 1 año)
  • Derrick Rose (agente libre – Minnesota Timberwolves – 15 millones por 2 años)
  • Tony Snell (Milwaukee Bucks)
  • Markieff Morris (agente libre – Oklahoma City Thunder – 6.5 millones por 2 años)
  • Christian Wood
  • Sviatoslav Mykhailiuk

Bajas

  • Wayne Ellington (agente libre – New York Knicks – 16 millones por 2 años)
  • Ish Smith (agente libre – Washington Wizards – 12 millones por 2 años)
  • Glenn Robinson III (agente libre – Golden State Warriors – 1.8 millones por 1 año)
  • Jon Leuer (Milwaukee Bucks)
  • Joe Johnson

Agentes libres

  • José Calderón
  • Kalin Lucas
  • Isaiah Whitehead
  • Zaza Pachulia

Plantel

PGReggie JacksonDerrick RoseTim Frazier
Jordan Bone
SGBruce BrownLuke KennardLangston Galloway
Khyri Thomas
SFTony SnellSviatoslav MykhailiukSekou Doumbouya
PFBlake GriffinMarkieff Morris
CAndre DrummondThon MakerChristian Wood

Detroit apuesta a un Big Three que aún no ha rendido como un Big Three. Pese a su mejoría como trío durante la última temporada, Reggie Jackson, Blake Griffin y Andre Drummond están lejos de ser una terna efectiva a la altura de los 80 millones invertidos en sus contratos. Griffin es la excepción: es el alma de Detroit y nada tiene sentido sin él.

Después de dos años de frustrantes lesiones, Jackson consiguió disputar los 82 partidos de la temporada por primera vez en su carrera. Reggie promedió la mayor cantidad de triples intentados (5.7) y convertidos (2.1) de su carrera con la mejor eficacia de su carrera (36.9%). Fantástico en la ejecución, su mayor déficit está en la creación. No es un problema cuando Griffin está en cancha, pero sin Blake Detroit no encuentra creativos para liderar su ofensiva. En su último año de contrato, tendrá que elevar su rendimiento para conseguir una oferta suculenta en el próximo mercado.

Andre Drummond es la antítesis del pivote moderno que domina la liga: no es versátil en defensa y no lanza desde el perímetro (intentó 68 triples en toda su carrera con una efectividad del 14.5%). Incluso con su estilo arcaico, Drummond es un jugador útil para Detroit gracias a su poderío en la pintura después de una campaña en la que promedió el sexto doble-doble de su carrera con 17.3 puntos y 15.6 rebotes. Sin embargo, está lejos de ser un jugador determinante. Con apenas 26 años, todavía tiene margen para modernizar su juego y evolucionar en defensa pero las chances cada vez son menos y el tiempo se agota.

Luke Kennard es uno de los principales candidatos a ganarse el premio al jugador de mayor progreso. Como único tirador amén de Griffin y Jackson, ganará más minutos en la rotación de Casey. Su rendimiento en playoffs augura su proyección: marcó 15 puntos y promedió un increíble 60% de efectividad en 3.8 intentos.

Desde el mercado llegaron refuerzos para ampliar las opciones en ataque. Derrick Rose atraviesa su segunda juventud después de un año en el que emocionó al mundo con sus 50 puntos frente a Utah Jazz con la camiseta de Minnesota Timberwolves. El MVP más joven de la historia recuperó movimientos de su mejor época y llega a Motor City para liderar la segunda unidad, aunque podría congeniar con el quinteto inicial para dotar de alternativas a un equipo con pocos nombres propios capaces de crearse sus propios tiros.

Tony Snell (39.7% en su última campaña en Milwaukee) encaja con el prototipo de 3&D, Markieff Morris encarna la era de los Bad Boys y Sviatoslav Mykhailiuk es una apuesta de bajo costo. Habrá que estar atento también al desarrollo del joven Bruce Brown, quien en su temporada como novato se ganó un lugar en el quinteto titular.

El entrenador: Dwane Casey

Entrenador del año en Toronto, potenció a Detroit hasta devolverlo a la postemporada durante su primera temporada. Sin embargo, afronta una situación similar a la de su última etapa en Canadá: es un equipo competitivo pero insuficiente para pelear por el título. Sin margen salarial para sumar agentes libres, encontró segundas opciones que intentará explotar como lo ha hecho a lo largo de su carrera.

Detroit fue el tercer equipo más lento de la NBA durante 2018-19 con Blake Griffin resolviendo cada ofensiva desde media cancha. Fue el sexto equipo que más intentó desde el perímetro pero el 23º más ineficaz. Las incorporaciones durante la pretemporada intentarán elevar su porcentaje de acierto.

La figura: Blake Griffin

En 2018-19 completo la mejor temporada de su carrera con su mayor registro anotador (24.5 puntos) e intentos desde el perímetro: fueron 522 triples lanzados con una eficacia del 36.2%. Sin la explosividad de antaño, Griffin se reinventó a sí mismo e inauguró una nueva dimensión en ataque. Con la posibilidad de resolver cada ofensiva con un recurso diferente, incluso como pasador, es un enigma para las defensas rivales. Point forward.

Su salud es su gran lunar. Por primera vez pudo mantenerse sano durante una campaña, pero 2019-20 empezó con el pie izquierdo: se ausentará al menos hasta la primera semana de noviembre por una lesión en el tendón de la corva. Para los Pistons es indispensable que Blake, su principal herramienta ofensiva y su único jugador determinante en el clutch, esté en plenitud física. En Detroit le rezan a su rodilla izquierda.

El factor X: Andre Drummond

Dueño de un rendimiento bestial, Drummond todavía está lejos de ser un jugador de élite en la NBA. Es un pivote a la antigua, sin tiro de tres puntos pero con un dominio constante de la pintura. Sin embargo, su dominio no se refleja en el rendimiento de un equipo que tiene en Blake Griffin a su única estrella.

Detroit necesita que Drummond crezca en el apartado defensivo para competir más allá de la temporada regular, una evolución que mostró durante la segunda mitad de la temporada después del All Star. Con una opción de 28.7 millones de dólares para 2020-21, podría optar por fuera si cree que merece un contrato más suculento pero necesitará demostrar que vale la pena invertir en él.

Expectativas: Volver a Playoffs

Detroit clasificó a dos postemporadas en la última década. Repetir por segundo año consecutivo sería un éxito para el proceso de Casey mientras imaginan cómo hacer espacio salarial para poder contratar a una nueva estrella en la agencia libre. Mientras en la gerencia proyectan su futuro, Casey tendrá la misión de asegurar el protagonismo de los Pistons.

Con un coach respetado en la liga y una estrella como Griffin, en Detroit se ilusionan con la evolución de un proyecto estable y fiable que pueda convertirse en un polo seductor para los agentes libres más importantes.

Contratos

Jugador2019-202020-212021-222022-232023-24
Blake Griffin34.4M36.8M38.9M (PO)UFA
Andre Drummond27M28.7M (PO)UFA
Reggie Jackson18MUFA
Tony Snell11.5M12.3M (PO)UFA
Langston Galloway7.3MUFA
Derrick Rose7.3M7.6MUFA
Luke Kennard3.8M5.2MRFA
Thon Maker3.5MRFA
Sekou Doumbouya3.2M3.4M3.6M (TO)5.5M (TO)
Markieff Morris3.2M3.3M (PO)4.3M
Christian Wood1.6MUFA
Joe Johnson1.6MUFA
Tim Frazier1.6MUFA
Bruce Brown1.4M1.6MRFA
Sviatoslav Mykhailiuk1.4MRFA
Khyri Thomas1.4M1.6MRFA
Craig Ford898.310RFA
Donta Hall898.310RFA
Tre’Shawn Thruman898.310RFA